Amenazan de muerte y desplazan al director del diario Clarín de Colombia, grupos paramilitares

│Escritor Político │BOGOTA.-  Desde la redacción del diario Escritor Politico, repudiamos las amenazas y ataques de muerte y desplazamiento forzado al director del diario Clarin de Colombia, J. Manuel Arango C. por los grupos paramilitares colombianos y exigimos su protección al gobierno colombiano y las entidades internacionales de proteccion de los Derechos Humanos. Aqui reproducimos su testimonio: Después de ocho días de mi nuevo desplazamiento forzoso proveniente de los cabece aserrín, que al no poderme ganar con ideas en plena controversia amparadas en el derecho de la diversidad de pensamiento y actuar; deciden por enésima vez “tiquetearme” para un viaje sin retorno que será según las “águilas negras bloque capital dc” -que de negras no tienen nada porque todo indica estar en las brigadas castrenses- este mes que culmina.



VIDEO 2 minutos de mi salida Apenas hoy logré llegar a un servicio de internet y computador con los programas necesarios, en medio de muchas dificultades, unas porque el mismo régimen confeso de su odio en contra mía, el mismo día de mi salida o inicio de mi nuevo desplazamiento; colocó varios policiales frente a mi casa, exigiéndome me les presentara y les entregara mi cedula de ciudadanía, dizque para “hacer un acompañamiento durante mi traslado”, y también, porque como dicen por ahí, puede que hayan “moros en la costa” y les de el papayazo bien para como cobardes asesinarme a mansalva, o como lo están haciendo últimamente que no hay las farc-ep para calificarme como tal, entonces de frente y asesinado por “delincuente” ,o simplemente muerto en un “accidente de tránsito” al pasar la avenida etc etc…. Antes de continuar, por si no alcanzo a escribir este, si les digo que me asesinarán porque con ideas no me ganaron. ¡Tan verracos! Culpables todas esas personas que les ruboriza la paz y el derecho a la vida y que defienden al señor de los sepulcros, incluidos gobernantes de todo nivel, por su omisión ante la defensa y garantía del derecho a la vida de sus conciudadanos. Creo que puedo continuar escribiendo… La sentencia dice también “muerte a los periodistas voceros de las guerrillas acabaremos con esta plaga y sus cómplices a título de parentesco y amistad….” Acuso directamente al régimen de Colombia, de esta persecución que no cesa contra mí, desde aquel 10 de septiembre de 1977, cuando con docentes como Pte. del consejo estudiantil en El Doncello de la Intendencia Nacional del Caquetá, organice y realice en contra del intendente y de la curia por atropellos a la comunidad estudiantil y pueblo en general.

 Escasos seis meses de haber regresado de forma permanente a mi ranchito por no encontrar cumplimiento del régimen respecto a una resolución suya que me reconoce la condición de víctima por desplazamiento, en la cual se me “garantiza la no repetición, verdad, justicia, reparación”; por lo que a cuenta y riesgo llegué de manera permanente a tratar de habitarlo y en el Municipio tratar de conseguir lo de la “sopa” por ahí a través de mi diario CLARIN de Colombia; me vi en la obligación este 22 de septiembre a abandonarlo, ante la indiferencia estatal y gubernamental en todos los niveles, porque aquí no saco la cara por nadie, bien por omisión o sencillamente porque como gobierno siempre representan al opresor disfrazados de sonrisitas y palmaditas, pero que en casos como el mío, no responden ningún canal de comunicación ni cumplen citas posibles.

 Como si me postearan llegadas ocasionales a mi ranchito cuando estuve por fuera de el, un diciembre del 2015 calculando que la luz del bombillo iluminaba la cocina, por encima de la teja transparente hicieron un disparo que según investigadores de la sijin de manera informal, era de una pistola brouen –bueno como se pronuncie y escriba- 45; tal vez pensando que estaba justo ahí, habiendo si impactado aproximadamente a un metro de distancia de mi dentro de la casa. En adelante, cada rato, el predio se quedaba incomunicado sin línea telefónica, donde como cosa curiosa, a lo mejor los roba cables, se consolaban con ir sobre el techo y en el mismo lugar todas las veces, cortarlo menudito y dejarlo amontonado en el mismo lugar e irse sin él. Aproximadamente dos meses, en uno de los ventanales, vidrio de 9 milímetros de grosor semitemplado, fue abaleado logrando traspasar la ruptura, aunque la cascarilla o el mismo tiro, no se encontraron; porque algunos analistas de inmediato opinan que por el espesor del cristal y si el tiro se hizo en diagonal, este revotó en el mismo sentido sin lograr traspasar y quedar dentro de la casa, más que los mismos vidrios pequeños.

 El día 31 de agosto presente anualidad, un sujeto que responde al nombre -por lo menos así le distinguen en los sectores políticos también- de jhon paez –si así incorrectamente escrito- públicamente luego de palabras grotescas contra mi, manifiesta que “es mi objetivo militar viejo hij… y lo voy a matar”, es el mismo sujeto que en más de una ocasión me dijo que es pura sangre uribista, que es paramilitar y un día me dijo que su jefa era una tal rocío; por este hecho del 31, la fiscalía y el CTI, recepciónaron mi denuncia contra el mismo, a quien considero se le debe investigar y judicializar de ser culpable, ya que no veo como caso aislado su comportamiento contra mí; con el hecho ocurrido a pocos días después.

 Águilas negras o será que son verdes? El día sept diez del presente, se me informa de un panfleto de esos cabeza de aserrín autodenominados “águilas negras bloque capital dc” que más de una vez considero –espero estar errado-, son las mismas fuerzas castrenses en el país, antes “del sagrado corazón” y ahora de un “nobel de paz”, si, el del chuki, el del pinocho santos; porque como carajos es que una “organización criminal física y psicológicamente” con cobertura en todo el país Colombia, nunca tenga combates con las fuerzas castrenses ni en lo más mínimo; o un capturado, dado de baja, o condenado en los estrados judiciales; menos, de los nombres o nombre de ese súper comandante capaz de gobernar por todo el país sin mandos medios? Si mi querido “Juan pueblo” hace una marcha en protesta por defensa a la vida, salen los saboteadores enviados por el régimen para justificar su arremetida contra los marchantes; en ese va y viene llega a fallecer o quedar mal herido alguien de la fuerza pública; ya, al instante, el flash del fiscal general, el mindefensa, el Pte. de la república o hasta el embellecedor de guayos, sabe quién fue, a que se dedica y que piensa hacer en una hora después, residencia, familiares, compinches y demás.., y ¡tome! Le van dando a un líder social con ese argumento; mas no a los criminales contra los líderes sociales, defensores de los Derechos Humanos; periodistas Alternativos o Consejeros de Paz etc etc…

 La sentencia y encomendaciones al “dios”.. Ay de los dices… Morbosamente le dije a mi progenitora que lleva sesenta y un año convenciéndome sea creyente de “dios” su “dios”; que según la sentencia “Los traidores y colaboradores de la guerrilla deben morir igual que los sapos. Compartimos los sentimientos de pesar y hacemos llegar un verdadero dolo de demostraciones y aprecio a las familias que correrán con la misma suerte…” y viene las plegarias: “unamos nuestras plegarias por la felicidad de estos pobres  felicidad eterna, pedimos a dios que tenga en cuenta nuestra suplica por el alma de estos ...” Martha Delgado y Guillermo Castro del Periódico Alternativo El Macarenazoo; J. Manuel Arango, de CLARIN de Colombia; Omar Vera, de El Turbión y de los periódicos Colombia Informa y Desde Abajo y “dios los libre de todas sus culpas y les de frutos de redención tu que vives y reinas en unión con el padre y el espíritu santo por los siglos de los siglos amen” quiere decir que si logran su cometido en asesinarme, entonces es porque ese “dios” se los consintió y que ningún cura ni pastor van a juzgar desde el pulpito al criminal como lo harían con migo si por hambre me robara un pan. Otros culpables además del régimen de Colombia…. También responsabilizo de lo que me pase , a esos falsos “lideres Defensores de DD-HH, sociales y siglas muy rojas rojitas” que al parecer para no chocar con el estamento de la institucionalidad, se comportan en total silencio cómplice, pues ni reclaman por mi caso cuando siempre les serví y seguiré sirviendo en la denuncia de lo que ocurra contra mi querido “Juan Pueblo”; como tampoco reclaman ni por los “propios” me refiero a su propia militancia y afines, unos ya asesinados, en cárceles o judicializados falsamente.

 Menos culpable pueden ser, los que en acato a un mandato constitucional y ciudadano se hicieron elegir como sus gobernantes o representantes en las corporaciones públicas; al no emitir ni siquiera un pronunciamiento de rechazo, menos el de garantizar se cumplan los distintos protocolos institucionales para estos casos que en ningún momento es un regalo para la victima ni deja pobre al funcionario público que lo implemente, dejando el olor nauseabundo de la complicidad más que la omisión.

 Muy responsables también, son todas aquellas personas que emiten fuertes comentarios en contra mía y de CLARIN de Colombia y que ya mi querido “Juan Pueblo” tiene plenamente idendificadxs, por nuestra posición frontal en contra del injerencismo de las grandes potencias en la soberanía de los pueblos que no se someten al yugo explotador del imperio ni las monarquías; contra la desigualdad social todo por que mi gente, esa gente linda, la de a pie, la culta, honorable, tenga derecho a una vida digna; paz con justicia social; Soberanía Nacional y derecho a la Autodeterminación de los pueblos. Con mi retiro físico temporal, no se hagan muchas ilusiones, de que ya se deshicieron de mi y de CLARIN de Colombia, a lo mejor estoy mas cerca de usted, de lo que se pueda imaginar… También aquellxs que se dijeron ser mi amigx, hoy que necesita una voz de aliento, lo único que atinan a murmurar es minimizar el problema por no ayudar diciendo: “Ahh si, de amenazas está lleno el país, si lo fueran a matar ya lo habrían matado” ¡imbéciles y tarados! Debo dejarme asesinar, para que me crean, pues una funcionaria en el pueblito donde me desplace el día 22, me pidió esperar el cumplimiento de un “protocolo” que puede durar días, al negármele, me dijo: ¡”si ve que no le ha pasado nada”! ¿Ingenuidad? Complicidad? o simplemente ¿Conveniencia que esto ocurra?, Pues algo confuso si hay, porque su Alcalde, siendo Consejero Nacional de Paz, presidente de un Consejo Municipal de Paz Reconciliación y Convivencia donde Soy Consejero, no ha dicho absolutamente nada como gobernante, ni como Consejero o convocar al Consejo y colectivamente éste pronunciarse, pero es que el Consejo de paz R y C, solo es el florero de una mesa donde la comisión de aplausos a la institucionalidad se hace sentir.

 J. Manuel Arango C. -Director Fundador CLARIN de Colombia
 www.clarindecolombia.info
clarinesdecolombia@gmail.com -
Consejero de Paz, Reconciliación y Convivencia -
Defensor de los Derechos Humanos -Persona protegida, -Periodista. │Escritor Político - Periódico de actualidad política sobre Medio Oriente y el mundo - Écrivain Politique - Journal d'actualité politique sur le Moyen-Orient et le monde. Tout sur l'actualité politique, économique et culturelle. ISSN 2618-2661 - Global Intellectual Property Registry Nº: 1 807037 627588 All rights reserved ©2018│
Share on Google Plus

About Editor

Envia tu email y recibe las noticias todos los dias del periodico Escritor Politi.co

FeedBurner