الطبعة العربية

Handala del mártir palestino Naji Al-Ali voz de la resistencia palestina

Naji al-Ali creó Handala reflejando su infancia en los campos de refugiados palestinos y como emblema de la resistencia palestina contra toda forma de opresión.
│Palestina Libération│EDITORIAL.- En el marco de nuestro 1º aniversario del diario Palestina Libération, rendimos un homenaje permanente a la Voz de la Resistencia Palestina y a sus Martires  a traves de uno de sus principales emblemas, HANDALA, del martir palestino Naji Al-Ali, en nuestra linea editorial,

quien siempre estuvo junto al pueblo palestino, a la resistencia, en el camino de la liberacion, contra la opresion y la injusticia, y contra los traidores de la causa palestina, y  aquellos que negocian con la sangre derramada de sus martires, niños, mujeres y jovenes, con el regimen criminal sionista israeli, en dialogos de paz falsa e incumplida, que significan para el pueblo palestino mas muerte, mas asesinatos, mas crimenes contra la humanidad. HANDALA su voz es parte del diario Palestina Libération, por la liberacion total de Palestina con Al-Quds/Jerusalen como Capital de la Patria Palestina, en defensa de los derechos humanos de los palestinos.

Naji Al-Ali: "el niño Handala es mi firma, todo el mundo me pregunta por él donde quiera que vaya. Nació ese niño y le puse el nombre de Handala y él ha prometido al pueblo palestino que va a seguir siendo fiel a sí mismo. Lo dibujé como un niño que no es hermoso; su cabello es como el pelo de un erizo que usa sus espinas como un arma. Handala no es un niño grueso, ni feliz, ni relajado, ni un hijo mimado. Anda descalzo como los niños de los campamentos de refugiados, y él es un icono que me protege para no cometer errores. Tiene las manos entrelazadas detrás de la espalda en señal de rechazo, en un momento dado a las soluciones acordes con la política norteamericana….. Handala nació con diez años de edad, y siempre tendrá diez años. A esa edad, me sacaron de mi patria, y cuando vuelva, Handala seguirá teniendo diez, para luego comenzar a crecer. Las leyes de la naturaleza no se aplican en su caso. Él es único. Las cosas volverán a la normalidad solo cuando regresa a su patria… Lo presenté a los pobres y lo nombré Handala como por lo que significa en árabe como símbolo de amargura. Al principio, él era solo un niño palestino, pero su conciencia se ha desarrollado para convertirse en un niño panárabe y luego adquirió un horizonte global y una dimensión humana. Él es un niño pero siempre está resistiendo, y esto fue porque la gente lo acogieron, lo adoptaron y sintieron que él representaba a su propia conciencia".

Naji al-Ali  nació en Galilea 1936, y en el año 1948, durante la primera guerra árabe-israelí, la aldea de Naji al-Ali fue completamente destruida y sus habitantes fueron obligados junto a más de 750.000 palestinos autenticos durante la creación del Estado de asentamiento colonial de Israel en 1948 a abandonar sus hogares; tal proceso de limpieza étnica continúa en la actualidad. Así, las milicias sionistas destruyeron Al-Shayara, pueblo natal de Naji  junto con otros 480 pueblos palestinos. La expulsión de la familia Al-Ali de su patria les forzó a vivir en el campamento de refugiados de Ain al-Hilweh, en Líbano; sería un acontecimiento que marcó su vida entera y su conciencia política, y para el que nunca vio reparación de la justicia.

Naji al-Ali expresaba su sentimiento de pérdida y exilio a través del arte. Comenzó a publicar sus dibujos caricaturitas en la revista panarabista Al-Hurriya; pero fue en Kuwait, país al que emigró como muchos otros palestinos a principios de la década de 1960, donde empezó a desarrollarse como dibujante. En aquella época, la viñeta periodística árabe se había limitado a tratar casi exclusivamente temas sociales. Nayi Al-Ali, consciente, según sus propias palabras, del potencial agitador de la labor del dibujante, empezó a tocar sistemáticamente temas políticos como la cuestión palestina, el petróleo y su uso ilegítimo por los regímenes árabes, la unidad árabe anhelada o la situación política general en el mundo árabe, haciendo hincapié en la falta de libertad, en el terrorismo de Estado, la pobreza, la burocracia y la corrupción. En Kuwait, Naji al-Ali adquirió gran fama como el mejor dibujante caricaturista en todo el mundo árabe.

Naji Al-Ali
En 1974 estalló la guerra civil en el Líbano y Naji al-Ali regresó para unirse a los fidayínes palestinos, atrincherados en Beirut oeste. En 1982 Israel invadió el Líbano y puso cerco a Beirut para forzar la salida de las fuerzas palestinas del país, numerosas personalidades palestinas, Naji al-Ali entre ellas, se opusieron a ello considerando que la ausencia de los fidayínes dejaría a cientos de miles de refugiados civiles palestinos sin protección. 

Una gran masacre fue cometida contra los refugiados palestinos cuyo punto álgido fue la de Sabra y Chatila, dos campos en las afueras de Beirut. Naji al-Ali pasó seis meses escondido en los subterráneos de la ciudad hasta que finalmente pudo volver a Kuwait, de donde fue finalmente expulsado. Ningún otro Estado árabe quiso acogerle, y de esa manera Naji se exilió a Londres, donde fue asesinado a tiros y a sangre fría el 22 de julio de 1987, y falleció unos días más tarde.

│ Diario Palestina Libération ©2016 Global Intellectual Property Registry Nº: 1 607138 370884 All rights reserved. Palestina Libération Media Group|صحيفة فلسطين ليبراسيون│
Share on Google Plus

About Editor

Envia tu email y recibe las noticias todos los dias del diario Palestina Libération:

FeedBurner